LA PREVIA DE LA ETAPA 18 DEL GIRO 2017

Se acaban las oportunidades para que, quienes saben que no son competencia  para el holandés Tom Dumoulin en la crono, le arrebaten el liderato, si tienen aún intenciones de ser campeones el domingo en Milán. Terreno para lograrlo hay y de sobra. La tripleta de etapas de alta montaña que arrancan el último jueves de la carrera, ofrecen el escenario perfecto par concretar esas pretensiones.

La jornada del miércoles se negoció en calma para los favoritos. La pólvora quedó a buen recaudo para desatar las hostilidades en la 18, durante los apenas 137 kilómetros que separan Moena de Ortisei. La tregua sólo ratifica la importancia que tiene la fracción. Son cinco puertos de montaña, en perfecta sucesión, con llegada en alto. Dos de primera, a cada extremo del trazado, dos de segunda categoría, adornan el medio y un puerto de tercera anticipando la última dificultad.

La ruta de la etapa 18 no tiene un metro plano, todo el día se irá subiendo o bajando, arrancando desde el kilómetro cero. Los corredores se verán obligados a calentar en el rodillo, antes de presentarse a la firma de plantillas y otros actos protocolarios. Nadie espera menos que un ritmo desbocado desde que caiga la bandera. El Passo Pordoi da la bienvenida a la carrera, con sus 11,800 metros al 6,7% de pendiente promedio. La regularidad del puerto le pondrá las cosas difíciles a los aventureros, que tendrán que dejar el alma para desprenderse del control del pelotón.

El kilómetro 46 marca el comienzo de la subida a Valparola. Aunque parecido al Pordoi, con 12,9 km al 6%, el último kilómetro pica más fuerte hacia arriba, con rampas del 14%. Desde la cumbre, 14 kilómetros de descenso, ubican a los corredores al comienzo de la siguiente subida, el Passo Gardena.

Con tres sectores bien diferenciados, el Gardena cuenta con una rampa de lanzamiento en el segundo kilómetro, que se empina hasta el 8,3%, después de unos primeros 1,000 metros de recorrido a unos suaves 2,1%. Superado el segundo kilómetro, la pendiente se estabiliza por 9 kilómetros, al 6,4%. Superado este último puerto de segunda categoría, la carrera se lanza en un prolongado descenso de unos 40 kilómetros, interrumpidos por la subida al Passo di Pinei, de tercera categoría.

No hay que dejarse engañar por la categoría del puerto. Aunque corto, el promedio está por encima del 8%, y hay rampas del 15% dentro de sus 4,250 metros de recorrido. Una subida rompedora, donde es difícil encontrar un paso cómodo. Otra de las lanzaderas del día. Apta, sobre todo, para gente hábil en la bajada. Coronado el Pinei, el ritmo de bajada se hace vertiginoso. En el fondo del tobogán, comienza la subida final.

Los corredores que sobrevivan al castigo, encontrarán que la meta se encuentra después de una subida engañosa con un comienzo amigable, al 4%, que entrega a los penitentes a un sector intermedio de 3,000 metros al 9,3%. Los músculos resentidos por la tortura previa, tendrán dificultades para encontrar oxígeno en esa trepada. El premio de montaña no marca la meta, por lo que superar la pancarta en primera posición no es garantía de triunfo. 

La meta está oculta tras tres kilómetros de falso plano ascendente, seguidos de un rampón de unos 500 metros al 6,2% con máximas del 13%. Aunque esa trepada tampoco marca el final del día. 500 metros de descenso por las estrechas calles de Ortisei, que incluso tienen pavé antes de la recta final, requieren de máxima concentración. Un activo que estará muy escaso en la humanidad de los ciclistas, a esas alturas de la etapa.

10, 6 y 4 segundos se bonificarán en meta, para los tres primeros en la etapa. Con la General metida en 72 segundos, cualquier movimiento será motivo de preocupación para Tom Dumoulin, hasta ahora dueño de la Maglia Rosa y principal favorito para el campeonato. Vincenzo Nibali y Nairo Quintana estarán obligados a poner difícil la carrera desde la partida, si quieren dejar al líder sin compañía, con distancia suficiente para que sus ataques fructifiquen. El puerto final favorece la disciplina del holandés con los números, por lo que, de permitirle llegar a esa instancia, el italiano y el colombiano podrían volver al ver al contrarrelojero cruzar la meta por delante de ellos.

Clasificación General Individual

1. Dumoulin
2. QUINTANA +0:31s
3. Nibali +1:12m
4. Pinot +2:38m
5. Zakarin +2:40m

Clasificación General Escarabajos

2. Quintana +0:31s
28. Anacona +45:53m
49. Henao +1:22:24h
127. Gaviria +2:58:27h

Dorsales de los Favoritos:

1. Nibali
81. Pinot
111. Quintana
151. Zakarin
181. Dumoulin
191. Mollema

Dorsales de los Escarabajos:

111. Quintana
113. Anacona
135. Gaviria
175. Henao

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s