CON PROTAGONISMO DE LOS COMISARIOS, SE DEFINE EL KEIRIN

El último día del ciclismo de pista en los Juegos Olímpicos de Río 2016, se ha visto empañado por una parodia inexplicable, en la que terminó muy afectado Fabián “Chispas” Puerta, que iba por las medallas en la prueba del Keirin Masculino. La única capaz de frenar la aplanadora británica, en la pista y en el escritorio, fue Kristina Vogel, que les arrebató la medalla de oro en la Velocidad Pura Femenina.

El ridículo absoluto se vivió en el Keirin Masculino, cuando, ni bien retirada la moto, el comisario de meta disparó dos veces, dando por anulada la prueba. Las imágenes mostraron a Jason Kenny, de Gran Bretaña, y a Awang, de Malasia, adelantar el motorizado antes de su paso por la mitad de la pista. El reglamento es claro en ese caso, obligando la descalificación de los corredores. Sin embargo, tras larga deliberación, los comisarios sentenciaron a favor de Kenny, permitiéndole tomar nuevamente la partida.

Una vez reanudada la prueba, se presentó la misma situación, esta vez con el corredor Eilers, de Alemania, como protagonista. En un adelanto aún más claro que el anterior, que ya era evidente, el germano incumplió el mismo artículo del reglamento. Situación que no preocupó a nadie, dada la decisión inmediatamente anterior. La prueba se repitió, por tercera ocasión, con los seis corredores originales.

En el tercer acto, con los nervios demolidos, el colombiano, que en los dos intentos anteriores se mostraba fuerte, se vio derrotado en meta, por cuatro corredores, entre ellos los tres indultados por el colegio de comisarios. Un resultado que no sólo no demuestra la verdadera categoría del corredor colombiano, sino que devalúa por completo la autoridad del reglamento de la UCI.

En el Omnium Femenino, la selección de Gran Bretaña contaba con una Laura Trott muy inspirada que no tuvo rival en ninguna de las carreras de la prueba. Sarah Hammer se trabó en un emocionante duelo por la plata, consiguiendo el segundo escalón del podio. En la Velocidad Pura Femenina, la alemana Kristina Vogel, con absoluta autoridad, se cuelga el oro olímpico, convirtiéndose en una de las mejores pisteras de la historia.

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s